26.12.07

La realidad es un reflejo nuestro

Tengo la sensación de estar aprendiendo. Creo, puede que ilusamente, que en los últimos meses estoy consiguiendo conocerme mejor a mí mismo y comprender a los demás.

Una de las enseñanzas que más valoro de esta etapa, de las que más me están ayudando a entenderme y entender el comportamiento de los otros (y que, aunque parezca mentira, es una novedad para mí), es hasta qué punto somos nosotros mismos quienes determinamos nuestra realidad; o, mejor dicho, nuestra percepción de ella. Hasta qué punto nuestros propios límites y grandezas empobrecen y enriquecen, respectivamente, nuestra imagen del mundo, de la vida; y, de manera especial, cómo nuestra forma de ser define a los demás.

La decisiva importancia del punto de vista a la hora de mirar alrededor.

(El siguiente paso es meterle mano al punto de vista, claro, y ser capaces de ver por qué es el que es, y qué podemos hacer con él...)

Y hoy me encontrado con que en el Talmud se dice todo esto con muchas menos palabras y mucha más claridad:

No vemos las cosas tal como son, sino tal como somos.

17 comentarios:

  1. Jünger decía que la belleza de un paisaje está en los ojos del que mira ( o algo que yo interpreté así , que es más probable...).

    Sí , no hay nada que nosotros en nuestra pequeñez no reduzcamos a una medida que nos permita seguir considerándonos enormes, imprescindibles , sublimes y perfectos.

    Al fin y al cabo solo somos personas. Ni más, ni menos.

    ResponderEliminar
  2. “El mundo es mi representación: esta verdad es aplicable a todo ser que vive y conoce, aunque sólo al hombre le sea dado tener conciencia de ella; llegar a conocerla es poseer el sentido filosófico. Cuando el hombre conoce esta verdad estará para él claramente demostrado que no conoce ni un sol ni una tierra, y sí únicamente un ojo que ve el sol y una mano que siente el contacto con la tierra; que el mundo que le rodea no existe más que como representación, esto es, en relación con otro ser: aquel que le percibe, o sea él mismo.”
    ...................
    Schopenhauer
    El Mundo como Voluntad y Representación

    ResponderEliminar
  3. Somos sujetos, y como tal, subjetivos. Recuerdo unos versos de Antonio Machado que parecen venir al caso (cito de memoria, seguro que mal):
    El ojo que ves no es
    ojo porque tú lo veas,
    es ojo porque te ve.

    ResponderEliminar
  4. “Las ideas se tienen; en las creencias se está.
    (...) esas ideas que son, de verdad, “creencias” constituyen el continente de nuestra vida y, por ello, no tienen el carácter de contenidos particulares dentro de ésta. Cabe decir que no son ideas que tenemos, sino ideas que somos. Más aún; precisamente porque son creencias radicalísimas se confunden para nosotros con la realidad misma –son nuestro mundo y nuestro ser-, pierden, por tanto, el carácter de ideas, de pensamientos nuestros que podrían muy bien no habérsenos ocurrido.” (Ortega)

    “La creencia precede a la experiencia y produce la circunstancia.”(J.A.Fernández)

    Puedo decirte, Portorosa, que desde que te leo he visto muy buenas dianas fruto de tu análisis introspectivo. La de hoy es clave y la has desarrollado de forma sintética y muy interesante, cosa que me encanta. Claro es que lo estoy considerando desde un punto de vista relativo, que es el mío y que es el único que puedo tener en esta realidad física nuestra.

    “La decisiva importancia del punto de vista a la hora de mirar alrededor.” (Portorrosa)
    Y tan decisiva... Como que es él, el que crea e interpreta las experiencias.

    Una película interesante que cuenta los últimos avances de la física cuántica al respecto del punto de vista es “Y tú qué sabes?”. Si decides verla, te aconsejo la versión original con subtítulos. La doblada, que no es exactamente la misma, conserva de fondo las voces originales, haciendo imposible enterarse de ciertas cosas.

    ResponderEliminar
  5. A esta mente inmadura llévala a la taberna para que la haga hervir ese vino rubí.

    Hāfez

    ResponderEliminar
  6. "No vemos las cosas tal como son, sino tal como somos"

    Cierto. Pero la buena noticia (mi creencia que crea realidad) es que si somos transparentes las cosas aparecen tal cual son.

    ¡Lo difícil es ser transparentes!

    ResponderEliminar
  7. Estoy de acuerdo contigo Taliesin, pero aún difícil y todo se va haciendo.

    Y creerlo es un decisivo punto de partida.

    Algún día tal vez podamos platicar largo ambos.

    ResponderEliminar
  8. Amanda,
    Cuando quieras platicamos.
    r_taliesin@hotmail.com

    ResponderEliminar
  9. No vemos las cosas tal como son, sino tal como somos.



    Increiblemente cierto
    te dejo pero vuelvo
    Abrazos desde....mí

    ResponderEliminar
  10. Pero seguro que pone y significa eso? o tú mismo estás reescribiendo y creando ese talmud?
    Enhorabuena por la evolución, en eso estamos por aquí también.
    Salud!

    ResponderEliminar
  11. Belle (?), Nusrat, Mucha, bienvenidos y gracias.

    A todos, un fuerte abrazo, y gracias también.

    ResponderEliminar
  12. Taliesin, te escribí el 29. ¿Miraste en el correo masivo?

    ResponderEliminar
  13. pessoa decía que uno no es tan grande como su estatura, sino que su grandeza está en el paisaje que alcanza a ver. Esta afirmación era muy conveniente tratándose de el cuando miraba la llanura del Alentejo.

    ResponderEliminar
  14. taliesin3/1/08 16:20

    Amanda,
    Acabo de mirar y no tengo ningún correo tuyo! Qué pena! Por favor, mándamelo de nuevo.

    ResponderEliminar
  15. Portorosa, acepta mis disculpas por usar tu blog para estos menesteres. Como intuyo que te haces cargo, te doy también las gracias por ello.

    ***

    Taliesin, va de nuevo. Si no funciona, te ruego que intentes abrir tú el canal: rebelde_sin_pausa41@hotmail.com

    ResponderEliminar
  16. Es un placer, Amanda.

    Bienvenido, Morelli.

    ResponderEliminar
  17. Cojonudo y muy cierto. Es así.
    Todo es relativo, una cosa es lo que se ve y otra distinta cómo se ve...

    ResponderEliminar